Santa Biblia - Reina-Valera-1960 - Descargar PDF

Archivado en:

En el principio creó Dios los cielos y la tierra. Y la 1, 2 tierra estaba desordenada y vacía, y las tinieblas es- taban sobre la faz del abismo, y el Espíritu de Dios se movía sobre la faz de las aguas. Y dijo Dios: Sea 3 la luz; y fue la luz. Y vio Dios que la luz era buena; y se- 4 paró Dios la luz de las tinieblas. Y llamó Dios a la luz Día, 5 y a las tinieblas llamó Noche. Y fue la tarde y la mañana un día. Luego dijo Dios: Haya expansión en medio de las aguas, 6 y separe las aguas de las aguas. E hizo Dios la expansión, y 7 separó las aguas que estaban debajo de la expansión, de las aguas que estaban sobre la expansión. Y fue así. Y llamó Dios 8 a la expansión Cielos. Y fue la tarde y la mañana el día segun- do. Dijo también Dios: Júntense las aguas que están debajo 9 de los cielos en un lugar, y descúbrase lo seco. Y fue así. Y 10 llamó Dios a lo seco Tierra, y a la reunión de las aguas llamó Mares. Y vio Dios que era bueno. Después dijo Dios: Produz- 11 ca la tierra hierba verde, hierba que dé semilla; árbol de fruto que dé fruto según su género, que su semilla esté en él, sobre la tierra. Y fue así. Produjo, pues, la tierra hierba verde, hierba 12 que da semilla según su naturaleza, y árbol que da fruto, cuya semilla está en él, según su género. Y vio Dios que era bueno. Y fue la tarde y la mañana el día tercero. Dijo luego Dios: 13, 14 Haya lumbreras en la expansión de los cielos para separar el día de la noche; y sirvan de señales para las estaciones, para días y años, y sean por lumbreras en la expansión de los cielos 15 para alumbrar sobre la tierra. Y fue así. E hizo Dios las dos 16 grandes lumbreras; la lumbrera mayor para que señorease en el día, y la lumbrera menor para que señorease en la noche; hizo también las estrellas. Y las puso Dios en la expansión de 17 los cielos para alumbrar sobre la tierra, y para señorear en el...

Descargar archivo completo




¡Comparte!: